Vendrá la muerte y tendrá tus ojos

La poesía será siempre un acto  de catarsis, ya sea para expresar amor, dolor, belleza fealdad y cualquier emoción humana que requiera ser suspirada. Cesare Pavese fue uno de los más grandes poetas del siglo pasado, y él escribía:” Todo poeta se ha angustiado,  se ha asombrado y ha gozado” y es el testimonio de quienes expresan sus emociones que nos da, a muchos, motivos para repensar la vida, incluso la muerte, Pavese se suicidó el 27 de agosto de 1950, en un hotel de Turin, ingiriendo una sobredosis de somníferos, varios indicios de un dolor insoportable había versado: Vendrá la muerte y tendrá tus ojos, fue uno de los últimos gestos de un dolor que pedía ser atendido.

Para reflexionar en torno a la violencia y sus efectos en nuestra vida y nuestra muerte:

El caso de una joven canadiense de apenas 15 años, tuvo un destino trágico al igual que el de Pavesse, y al igual que él, ella también dejó un suspiro de dolor que no fue atendido.  

Amanda tuve el descuido de mostrar brevemente su torso en una web cam, lo cual fue utilizado por un hombre para extorcinarla y destrosarle la vida, aquel sujetos amenazó con enviar la foto de sus senos a su familia y todos sus compañeros y conocidos, después de años de atacada, de haber sido viralizada aquella foto y de cambiar de colegios para huir del maltrato, Amanda hizo un video en el que narró la historia del acoso virtual y físico que sufrió por tanto tiempo, un mes después amanda se suicidó.

Cesare Pavese fue encarcelado por el gobierno fascista, sufrió de la guerra y la depresión la noche en la que se suicidó, llamó a una joven para invitarle a salir, la telefonista del hotel, aceptó haber escuchado la conversación en la que ella le rechazó haciendo burla de su cara y de lo aburrido de su presencia.

 

 

Create a free website or blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: